Por El Amor al Viaje

“Serás feliz”, dijo la vida. “Pero primero te haré fuerte”

En español hay un dicho que dice, “no hay mal que por bien no venga” y aunque en los momentos malos y difíciles es muy duro y a veces imposible pensar de esta manera puedo confirmar que este refrán es cierto.  Mis primeras experiencias de viajar al extranjero vienen de los viajes que hacíamos en familia a El Salvador durante las vacaciones de verano. Eso fue mi motivación y lo que esperaba con tantas ansias, he tenido un pasaporte desde que nací y pensé que esa era común y después me di cuenta que no.

Durante mis veranos en El Salvador salíamos casi todos los días, hasta me permitían tener mascotas, aunque solo fuera por los meses que estaba de vacaciones. Era el único tiempo en que estábamos todos en familia, nadie trabaja y pasábamos todo el día juntos; en esa época eso era todo lo que yo deseaba.

En 2014 yo estaba estudiando en la universidad y mis padres me dieron la tarea de buscar y cotizar vuelos para nuestro viaje que anticipábamos con mucha emoción. En fin, compramos los vuelos y fuimos a El Salvador, pero no fue el viaje que esperábamos tener.

A esa edad mi idea de un viaje de verano era como lo plantean en las películas en que las chicas se enamoran, florecen y ese verano las marca siempre. Yo pensé que este verano iba ser mi viaje deseado sin embargo fue todo lo contrario. El verano del 2014 perdí a mi padre mi familia estaba destrozada al igual que yo. Empecé a sentir resentimiento y tristeza y empezaron días muy difíciles. Nunca obtuve mi verano de películas.

Como una joven universitaria estaba navegando cosas nuevas. Como los estudios, el duelo de haber perdido un padre, amor, desilusión, y una ruptura amorosa. Quería encontrar “mi espacio” un lugar donde poder ser yo misma -una comunidad. Pero la verdad siempre me sentía fuera de lugar e perdida en estos lugares. Deje que las cosas negativas me consumieran, Solo conocía la oscuridad. Durante esos momentos me aleje y no quería saber de nada y de nadie. Comencé a buscar maneras en las que me podía escapar. Encontré una oportunidad y la seguí. Sabía que no tenía los recursos económicos, pero estaba determinada a conseguir lo que me proponía.

En la Universidad de Maryalnd en Abril del 2014

En noviembre 2014 me desespere quería salir de la monotonía. Todos los lugares me recordaban a mi papa y a mi primer amor. Me estaba volviendo loca, pero nadie lo sabía y nadie lo notaba. Estaba determinada a irme y hacer lo que más temía, abandonar el nido y aplicar a programas para estudiar en el extranjero. Aplique para estudiar en Cuba, Austria, y en Portugal. Pensaba que alguno de estos programas me tendría que aceptar.

Comencé a pensar cuales programas harían sentido para mi carrera. Siempre soñé con visitar Cuba, estudiaba ciencias políticas y eso me permitiría una justificación por cual me beneficiaria ir a estudiar en Cuba. La historia y la cultura Cubana me fascinaban. Quería ir, Tenía que ir. Después mi segunda opción, me da pena admitirlo, pero deje que el corazón mandara en este asunto ignorando la razón. Estaba super enamorada de un chico y pensé que si aprendía su idioma y más sobre la cultura del país de él podría nuestra relación podría trabajar. Pues aquí les va el spoiler, no funciono. (aprendí el idioma y viví en Europa) . Como dice fallout boy #Thanks4thememories.

El tercer y último programa al cual aplique era el del seminario global de Salzburgo. Aplique a este programa a última hora, no estaba en mi radar. Después de una de mis clases de periodismo 175 mi profesora la licenciada, Susan Moeller me pedio que habláramos. Ella vio algo en mí y me sugirió que aplicara. Nos reunimos en su oficina y ella me mostro todos los requisitos. Sentí un nudo en la garganta me faltaba uno. Le explique que me había bajado el promedio porque deje el semestre anterior a medias por el fallecimiento de mi padre y a causa de eso me había atrasado. Elle me animo a que aplicara y me dijo que lo peor que puede pasar es que te digan que no. Así que aplique.

No fie hasta meses después que recibí a notica que cambio mi vida para siempre.

Continuara…

Muchas gracias a Belen Barriga y a Mario Chicas por su ayuda en editar este post.

Published by alwaysanalucy

My name is Analucy Benavides I am a 28-year-old blogger, Hyperpolyglot, and former Beauty Queen of the DC Metropolitan area and El Salvador. Follow my adventures, Travels, and Projects as I embark on the adventure of a lifetime. xo

2 thoughts on “Por El Amor al Viaje

Leave a Reply

en_USEnglish
%d bloggers like this: